Nacional

Vecinos denuncian que se estarían COMIENDO SUS PERROS Y GATOS con «aceite y aliño»

Una tarde, Claudia Soto sacó a pasear a sus perros por la parte alta de Glorias Navales y un desconocido se le acercó y le dijo: «Oye, están buenos tus perros para hacer unos anticuchos». La estudiante, asustada, no le dijo nada, pero rápidamente se devolvió a su casa con las mascotas.

Este lunes, la joven junto y su hermana Paula salieron nuevamente a pasear con sus perros por el sector, pero no pudieron seguir porque un olor extraño las alertó. «Sentimos que olía como a perro muerto y cuando buscamos qué era, nos encontramos con una olla con aceite y aliños. Seguimos recorriendo y vimos cráneos, un perrito amarrado y hasta restos de gatos. Alguien los cocinó para comérselos, literalmente», denunció Claudia Soto.

Screenshot_20190711_161448

 

Las hermanas comentaron que en las últimas dos semanas, sus vecinos advirtieron la desaparición de varios animales, pero nunca sospecharon que alguien se los pudiera estar comiendo.

«A una vecina se le perdió la gatita y un día, cuando su perra salió a pasear por este mismo cerro que conecta Glorias Navales con Gómez Carreño, la encontró muerta. Por instinto, la perra la tomó y se la llevó a la casa y ahí ella vio que no sólo estaba quemada, sino que le habían sacado las tripas y le habían llenado el cuerpo con zanahorias. La habían aliñado para comérsela», detalló Paula Soto.

Denuncia en Bidema

Las jóvenes, inquietas por la situación, se acercaron a la Policía de Investigaciones (PDI) para pedir ayuda. «El martes en la mañana fui a la Bidema (Brigada Investigadora de Delitos contra el Medio Ambiente y Patrimonio Cultural) para denunciar este maltrato animal, que no sé si cae en la categoría de canibalismo. Lamentablemente no me pudieron atender porque había mucha gente haciendo denuncias y yo me tenía que ir a dar una prueba», explicó Claudia Soto.

Screenshot_20190711_161427

 

Sin embargo, la viñamarina no desistirá de su acción y esta mañana pondrá la denuncia. «No me puedo quedar de brazos cruzados ante esto tan terrible. Me dijeron que fuera antes de las 08.00 de la mañana para que me atiendan más rápido. Mañana (hoy) iré sí o sí», aseguró.

Los vecinos de la avenida Mar de Chile confirmaron que están al tanto de los hallazgos y que tienen un sospechoso: un drogadicto del sector. «Es un tipo que tiene problemas mentales, que está trastornado y que lo han visto comiéndose a los perros y gatos. No tiene casa, anda de aquí para allá, por eso queremos que investiguen para ver si realmente es él y lo internen. Nos da miedo que después le de por comerse a los niños, ya casi ni salimos», manifestó Paula Soto.

Si bien en el lugar también se encontraron restos de pelajes y cráneos envueltos en telas, las hermanas descartaron que se trate de ritos satánicos.

«En un principio pensamos que podían estar haciendo brujería, pero recorrimos el cerro y no encontramos velas o elementos que se usen para eso. A nosotras nos queda claro que alguien se come a los animales porque si no, no estarían los aliños ni las ollas», afirmaron.

Fuente : La Estrella de Valparaíso

Categories: Nacional, Noticias

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.