«Quiero ser constituyente»: ¿Qué se necesita y quienes pueden postular?

Luego de una jornada histórica del domingo donde el Apruebo para una nueva Constitución triunfó con un aplastante 78%, definiendo además que será escrita mediante una Convención Constitucional, rápidamente comenzaron a rondar los primeros nombres de quienes se podrían impulsar como candidatos.

Esto, ya que tras el Plebiscito 2020, el presidente Sebastián Piñera deberá convocar a elección de los miembros de la Convención Constitucional, algo que se llevará a cabo el 11 de abril de 2021.

Así, desde la “tía baila Pikachu” a Pablo Longueira son algunos de los que comenzaron a sonar como candidatos a integrar el grupo de 155 ciudadanos constituyentes.

Y desde el Gobierno también hay interés. El ministro vocero de Gobierno, Jaime Bellolio, reconoció que actuales jefes de cartera podrían postular en la futura elección. Algo que la oposición busca truncar.

Pero más allá de eso: ¿Quiénes pueden postular a ser constituyente? y ¿Cómo se hace?

Requisitos para postular a constituyente

Para este cargo pueden postular los chilenos y chilenas mayores de 18 años y que no hayan sido condenados a pena aflictiva.

En el caso de aquellos nacidos en el extranjero y que sean hijos de padre y madre chilenos, además de las personas que sean nacionalizados por gracia, podrán ser candidatos sólo si hubieran estado avecindados en Chile por más de un año.

Respecto a quienes actualmente ocupan un puesto en el Gobierno o sean parlamentarios, deberán cesar sus cargos para poder inscribir su candidatura.

Esta norma rige no sólo para los parlamentarios en ejercicio, sino que además para miembros del Poder Judicial, del Ministerio Público, Fuerzas Armadas y de Orden y Seguridad. Lo mismo para quienes desempeñen cargos en organizaciones gremiales o vecinales, quienes deberán suspender dichas funciones desde el momento que sus candidaturas sean inscritas.

En el caso de los independientes que quieran inscribirse como candidatos, estos deberán contar con la firma de un grupo de ciudadanos independientes equivalentes o superiores al 0,4% de los que hayan votado en el distrito electoral en la anterior elección de diputado.

En caso de querer competir fuera de pacto, el requisito de firmas se elevará a 0,5% de los votos registrados en la última elección de diputados.

Ahora, para poder inscribir la candidatura como independiente, en cada distrito las listas pueden incluir un candidato o candidata más que el número de convencionales que se elegirá en el respectivo distrito.

Tal como se hace para el caso de los parlamentarios, se estipula que el patrocinio de la candidatura “deberá suscribirse ante notario por ciudadanos con derecho a sufragio que declaren bajo juramento o promesa no estar afiliados a un partido político legalmente constituido o en formación, y cuyos domicilios electorales registrados en el Registro Electoral correspondan al distrito o circunscripción senatorial, según se trate de elecciones de diputados o senadores. Será notario competente cualquiera del respectivo territorio”.

Además, señala que la nómina de patrocinantes deberá señalar en su encabezamiento el nombre del candidato y el acto electoral de que se trate.

Sin embargo, también pueden competir como independientes, pero dentro de un pacto, es decir, ir dentro de la lista de un partido. De ser así, el requisito será no haber estado afiliado a algún partido político dentro de los últimos nueve meses.

Sin una ley que facilite la postulación a independientes al proceso, esta última es en los hechos la opción más conveniente para tener opciones reales de obtener un cupo, pues se aplicará el mismo sistema que se ocupa en las elecciones parlamentarias.

Inscribir una candidatura en solitario fuera de pacto, reduce las posibilidades de ser electo, pues el sistema de D’Hont que rige actualmente asigna los cupos en proporción a los votos obtenidos por el pacto en su totalidad. Por tanto, si un candidato decide ir en un pacto independiente en solitario, contará sólo con su base de votos para conseguir un cupo, sumado también al factor de la paridad de género que operará para este proceso en particular, el cual asignará la misma cantidad de escaños para hombres y mujeres.

Por esa razón es que, tras el triunfo del Apruebo, los propios partidos salieron a ofrecer cupos de sus pactos a candidatos independientes, para facilitar su participación en la Convención.

Finalmente, cabe destacar que los integrantes de la Constituyente recibirán una dieta de 2,5 millones de pesos, y quienes resulten electos no podrán postular a cargos de elección popular hasta por un año después de que el organismo termine su trabajo, lo que en la práctica los deja fuera de las próximas elecciones presidenciales y parlamentarias de 2021.

Fuente: biobio

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.